025_efeitos_esp

Cuidando los problemas digestivos durante el tratamiento de la hepatitis C

09/10/2016

Algunos pacientes reclaman que durante el tratamiento que los medicamentos ocasionan problemas digestivos.

Para mejorar esos problemas los PROBIOTICOS pueden ser una simple alternativa. Los probióticos son alimentos que contienen micro-organismos vivos que actúan como fermentadores. Cuando ingeridos en la forma de algunos alimentos, proporcionan efectos benéficos a la salud. Son encontrados en todos los supermercados.

Estudios sugieren que los probióticos pueden ayudar la intolerancia a la lactosa. Ellos también pueden ayudar a evitar gases, diarrea y otros problemas digestivos.

El yogur es una de las fuentes más conocidas de probióticos. No es necesario pagar más caro por marcas especiales, pero cualquiera que contenga "culturas vivas y activas" pueden ayudar siendo suficiente.

Uno de los modos más fáciles de obtener probióticos en su dieta es por la adición del "acidophilus" en la leche. Es leche que fue fermentada con bacterias. Es vendido en embalajes pequeños, conteniendo poca cantidad (Yakult, Activia, etc.). Una o dos veces por día es suficiente.

El Kéfir un alimento que remonta a los pastores de montañas del Cáucaso quiénes descubrieron que la leche que llevaban en los viajes fermentaba formando en una bebida burbujeante. Espeso, cremoso y picante como yogur, Kéfir tiene sus propios linajes de bacterias probióticas.

La sopa de misó muy popular en Japón es una pasta de soja fermentada que actúa positivamente en el sistema digestivo.

Existen suplementos probióticos en cápsulas, comprimidos, polvo y formas líquidas, pero ellos no suministran la nutrición extra que los alimentos ofrecen. Si usted está interesado en consumir en la forma de suplementos hable antes con su médico.

ATENCIÓN: Si usted es enfermo grave o tiene problemas en el sistema inmunológico, debe ser cauteloso sobre la toma de probióticos en la forma de suplementos.

PROBIÓTIVOS versus PREBIÓTICOS


Mientras los probióticos contienen materias vivas los prebióticos son alimentos que alimentan las bacterias que viven en el intestino, aumentando la flora intestinal. Son componentes alimentarios no digestibles que estimulan selectivamente la proliferación o actividad de poblaciones de bacterias deseables en el intestino (colon), beneficiando el organismo.

Los prebióticos son encontrados en alimentos como espárragos, alcachofas, bananas, harina de avena, vino tinto, miel, achicoria, cebolla, ajo y ajo porro, frutas cítricas, manzanas, zanahoria, salvado de avena, soja, lentejas, arvejas, etc.

Experimente alimentos prebióticos por cuenta propia o con alimentos probióticos para dar, tal vez, a los probióticos un empuje.

Carlos Varaldo
www.hepato.com
hepato@hepato.com


IMPORTANTE: Los artículos se encuentran en orden cronológico. El avanzo del conocimiento en las pesquisas puede tornar obsoleta cualquier colocación en pocos meses. Encontrando colocaciones diversas que puedan ser consideradas controversias siempre debe se considerar la información más actual, con fecha de publicación más reciente.
Carlos Varaldo y el Grupo Optimismo declaran que no tienen relaciones económicas relevantes con eventuales patrocinadores de las diversas actividades.
Aviso legal: Las informaciones de este texto son meramente informativas y no pueden ser consideradas ni utilizadas como indicación médica.
Es permitida la utilización de las informaciones contenidas en este mensaje si se cita la fuente: WWW.HEPATO.COM

El Grupo Optimismo es afiliado a AIGA - ALIANZA INDEPENDIENTE DE GRUPOS DE APOYO

ENTRE AQUÍ  para recibir las últimas noticias por e-mail
Baje gratis el libro La curación de la hepatitis C
Baje gratis el libro Conviviendo con la hepatites C

Apoyo:

DST-AIDS
Roche
BMS

Gilead

WHA

Nosotros subscribimos Los Principios del código HONcode de la Fundación Salud en la Red Nosotros subscribimos
los Principios del
código HONcode
.
Compruébelo aquí.